21.4.07

El feudo y el fantasma

Hamlet no sabía.
Menos podría saberlo yo, personaje de goma del mundo virtual.
¿Alcanza esa fragancia que emana tu pequeño y esbelto cuerpo? ¿Alcanza la solvencia que le das a mi alma con solamente abrazarme?
Sos eso que solo vos sos.
Entonces nada.
Entonces nada.

Nada más que el sentimiento inmaculado, que sigue firme ahí, mientras te veo y respiro, mientras duermo.
Porque vos no sos la cicatriz de mi pecho.
Ni sos los escombros de un atentado.

Sos el faro. Mi vacelina (sic).
Y juntos somos un lugar común.

5 comments:

Rose said...

Qué bellos son los lugares comunes!cómo nos cuesta ser sólo una parte de esos lugares, y dejar de considerarnos seres completos (aunque al fin y al cabo lo seamos).

cajadegoma said...

no se si la llego a entender, rosita.
pero q va...

somos solo una parte de un todo còsmico y budista.

energy drink!

Rose said...

jejejeje, tocada y hundida!
No somos sólo una parte de un todo, somos un todo en nosotros mismos, y este pensamiento, esta línea es sólo una parte de mi todo-yo. Aunque si somos ya un todo, al construirnos cada día, completamos algo que ya estaba completo?? en fin, mi teoría hace aguas por todas partes... me encanta no tener la verdad cuán lejos y cuán cerca estoy de ella.
PD. me encantó que me llamara Rosita.

jose said...

hamlet sabía demasiado... al punto de no saber nada.

pucha que escribe lindo, sr.
Me quito el antifaz para decírselo.

Stink said...

como diria un dt amigo
bellezaaa.